"Si tenéis un minuto, intentad resumir vuestra pasado, brevemente, y sentiros orgullosos.


Después, enfrentando el maldito folio en blanco, dibujad vuestro futuro, con pasión, con ganas de hacedlo mejor.


Será vuestro mundo, vuestro camino..."

domingo, 22 de abril de 2018

LA CULTURA DE EMPRESA IMPORTA. TE GUSTE, O NO...

¡Piensa cada día en las consecuencias de tus acciones, en lo que comes, lo que compras, en qué medio te mueves! Estos detalles tienen un gran significado. Si los consideramos, sería un cambio sin precedentes. Tenemos el tiempo muy justo. 
¡Hazlo ya!

Jane Goodall. 
Antropóloga inglesa


Salí de la reunión comprendiendo muchas cosas que en las últimas visitas no había reparado. La verdad, cuando conoces al líder de una organización y te da la sensación que ha sido una continuación de lo que vivías con los mandos intermedios que hasta la fecha, te había tocado lidiar, empiezas a entender cómo esa empresa ha ido labrando el proyecto hasta conseguir alcanzar el éxito en su industria.

Para mí, aunque sólo fueron dos horas, la reunión me sirvió como un programa de formación dedicada a altos ejecutivos de una semana, por medir la calidad de la charla de alguna forma. Se demuestra que la humildad no es una característica de unas circunstancias particulares, sino que puede ejercerse desde todos los estatus, niveles o etapas en la vida de las personas, siendo muy recomendable cuando tienes que dirigir hacia tus metas a un equipo de profesionales que de manera diríamos, retórica, deben "morir por ti en el campo de batalla".

Pero hoy me gustaría centrar el tiro en todo lo que este director nos habló sobre Cultura corporativa y cómo ser efectivo en el día a día, dirigiéndose, todos, como equipo, a las metas fijadas.

Lo tenía claro; nos indicó que cualquier empresa debe primero preguntarse a sí misma cuál es el grado de conocimiento de "por qué existe", y a la vez "cuál debe ser y es su dirección".

Parece evidente, pero cada uno en nuestra organización, como propietarios o directivos, ¿sabemos por qué existe nuestra empresa y hacia dónde la dirigimos? Esta claro que en muchas ocasiones nos movemos, pero no sabemos cual es nuestra misión, por lo que es posible que no estemos acercándonos a nuestra meta, ¿verdad?

En este punto nos invitaba a pensar nuevamente en nuestra MISIÓN.

Como segunda cuestión, puso sobre la mesa un tema que, diríamos me sorprendió, ya que normalmente es un asunto del que no hablan mucho los "jefes" y que él por lo menos lo tenía claro. Era el asunto de la INVOLUCRACIÓN. Los modernos lo llaman "engagement", siendo su definición algo así como el compromiso o implicación utilizado en el ámbito de las relaciones laborales y la cultura organizacional que se identifica con el esfuerzo voluntario por parte de los trabajadores de una empresa o miembros de una organización.

Entonces, ¿sabemos cuál es el grado de nuestro personal, de todos los niveles, de involucración para mantener la dirección propuesta y llegar a la meta, como si fuera SU META? 

Si la empresa somos todos, y hay que remar en la misma dirección, la dirección que fue propuesta en la misión, no sería malo que la implicación fuera alta, ¿verdad?

Y esto le llevó a la tercera cuestión, que no era otra como él bien bautizó, que el fenómeno de la ADAPTABILIDAD. Hoy por hoy, empapados de globalización, incertidumbre y no pocas amenazas, la empresa debe tener la gran habilidad de conocer lo que realmente quieren los clientes. Siendo vital sobre todo, una vez que escuchas "la voz del cliente", la capacidad de responder a las fuerzas y demandas externas.

En este punto ya me tenía ganado. Estaba como absorto escuchando, porque estaba atendiendo a la raíz de cómo la organización que en varias ocasiones había visitado, había conseguido cimentar y crecer de manera sostenible y durable.

Para terminar, aterrizó en el cuarto pilar de lo que el denominaba "nuestra cultura", y éste no era otro que CONSISTENCIA. Había tocado tierra y aclaró que todo era posible gracias a los sistemas y procedimientos de empresa, los cuales ayudaban a alcanzar las metas de manera eficiente. Eran sus guías y reglas, las cuales, sin ser fijas, siempre servían de brújula a todos los departamentos, sin excepción.

No caigáis en la tentación, concluyó, de tomar atajos y/o poner a cualquiera de los cuatro pilares de vuestra cultura organizativa, unos por encima de otros, no. Todas las dimensiones deben de ser justamente equilibradas y trabajadas por el bien de la estructura y de la empresa. Atended a este consejo final, si queréis triunfar.



Nos ofreció otro café, habló de sus nietos y apretando nuestras manos, en señal de saludo, salió de la sala de reuniones dispuesto a continuar con la construcción de su MISIÓN. CONSISTENCIA, pensé yo mientras cerraba la puerta...

Y hoy, como es el día de la tierra, os dejo un video de la señora Jane Goodall, con un gran consejo:

Earth Day 2018

domingo, 15 de abril de 2018

LIDERANDO PARA EJECUTAR


"Nada destruye más el respeto por el Gobierno y por la ley de un país 
que la aprobación de leyes 
que no pueden ponerse en ejecución"

Albert Einstein (1879-1955) 
Científico alemán nacionalizado estadounidense


Tras la llamada, esta misma tarde, de un amigo de la universidad, que por suerte tiene una empresa consolidada y brillante, fundada por su antecesor, pero que tras un cambio generacional está en un proceso de crecimiento y no sólo en España, os dejo esta semana su pequeña historia, la cual me contó en esta conferencia, entendiendo que puede ayudar a directores y directivos a aumentar su tasa de éxito en cuestiones de "ejecución".



Mientras conducía hacia la costa de Málaga, para culminar la semana dura que ese mismo viernes, había culminado con la reunión trimestral de resultados, y como siempre, no habían sido pocos los disgustos que se habían quedado en esa bonita sala de reuniones, Pedro ángel no paraba de "darle vueltas a la cabeza".

"¿Por qué no se avanza? ¿Por qué?". Se preguntaba mi amigo.

Tenían un buen plan, con los deberes bien hechos: Su Visión, su Misión, su gran estudio de mercado a través de las 5 fuerzas de Porter, su DAFO académicamente correcto, sus ejes estratégicos, sus indicadores claves...

En definitiva, él y su equipo sabían que la baja tasa de ejecución no era por falta de visión estratégica, sino por una pobre ejecución. "Tienes razón, Pedro Ángel".- se contestaba a si mismo mientras se disponía a realizar la parada de rigor, justo a una hora de la llegada al destino para repostar, tomar ese café tan bueno que hacían en el restaurante de carretera en el que siempre paraba con sus padres camino de la playa y estirar las piernas esos 20 minutos que te permiten afrontar el último tramo con energía y minimizando los riesgos, que siempre están cuando toca conducir.

"Sí, ese es el problema, está claro. No ejecutamos lo que definimos en las reuniones. Actuamos, casi siempre, y sobre todo cuando algo se tuerce, aunque sea un poco, de manera indecisa y además, casi nunca se respetan los compromisos.".- Concluía consigo mismo, una vez incorporado de nuevo a la autovía.

Pero también tenía claro que tocaba cambiar esta parte, y cuanto antes mejor, ya que en un mercado globalizado y altamente competitivo, como era su sector, la capacidad de ejecución y, cada vez más, la velocidad en la ejecución es crucial.

Todo iba bien, pero algo en su interior le decía que tenía que enfocarse, conjuntamente con todo su equipo en esos dos grandes objetivos, los cuales le darían un valor diferencial a su gente y a su empresa frente a los competidores.

 
  CAPACIDAD DE EJECUCIÓN

 y

  VELOCIDAD DE EJECUCIÓN


Ya el sábado por la mañana, mientras el día comenzaba en el apartamento de sus padres, y los niños y el resto de invitados desayunaban y preparaban todos los "trastos" para pasar la mañana en la zona de la playa (aunque todavía no estaba el agua para muchos baños, según me indicaba P. Ángel), mi amigo, que siempre desayunaba con su padre, Eusebio, planteó sus dudas esperando los consejos que nunca faltaban.

Eusebio, amigo de los almuerzos en la amplia terraza del apartamento, totalmente preparados por él mismo, siempre cargados de dosis del enemigo "colesterol", pero que nadie, ni el doctor que le operó la última vez, eran capaces de retirar de su dieta mediterranea (sólo llamada así por el lugar dónde se producía), comentaba con su primogénito que aunque la ejecución dependía de su comportamiento, la cultura de su empresa y de las personas de su organización, le gustaría plantear unas cuestiones que debería responder en los próximos días de trabajo, tanto él, Pedro Ángel, como su equipo de dirección más cercano.

- En primer lugar, deberían preguntarse cuánto y cómo conoce y está cercano al equipo que dirigen. ¿Cónoces tu negocio? ¿la base? ¿O estás en el cielo?

- Es importante que esa estratégia de la que hablas, sea realista. Vuelve a mirar a la posición que tienes respecto a tu negocio. No debes mirar a vista de pájaro, sino a ras de suelo. Contéstate a ti mismo si el equipo está aterrizado, o todavía sobrevuela el negocio, lejos del día a día.

- No te excedas en fijar muchos y variados objetivos y prioridades. Mira si tenéis un exceso de tareas en cartera y fija, con los tuyos (no tú sólo, sino en equipo) 3 ó 4 prioridades claras y sencillas. Ya sabes cómo hay que comerse un elefante, ¿verdad?

- Mira y responde si eres constante. Solo si tú y tu alta dirección tiene constancia en conseguir los retos que os marcáis, el resto de la plantilla os seguirá sin dudarlo. Debes, con lo que acuerdes, siempre seguir adelante, estarás dando un mensaje de que la ejecución hay que tomársela en serio y que las metas marcadas son importantes, esta vez de verdad.

- Piensa cómo recompensas el buen desempeño, o si realmente lo recompensas. No es bueno que los que te estén ayudando sientan que son uno más, tratados igual que esos otros que aunque no pongan piedras en el camino, si que al menos se muestran apáticos y no comulgan con el camino del cambio.

- Responde si traspasas tus conocimientos y tu visión a los demás, o crees que guardando la información serás capaz de cumplir tus nuevos propósitos. Yo no conozco otra manera de expandir las capacidades del equipo, hacerlos crecer, si no es compartiendo el conocimiento y generando mejores soluciones gracias a las aportaciones de todos.

- Y para terminar, pregúntate todos los días si te conoces a ti mismo. Esto es fundamental, ya que si contestas esta pregunta y te abres a tu entorno, tus fortalezas serán reforzadas y tus debilidades cubiertas por tus colaboradores, en definitiva, tu más valioso recurso, tu organización.



Eusebio, limpiándose con fuerza con la servilleta de tela, la de toda la vida, y levantándose de la mesa, no sin algo de esfuerzo, terminó diciéndole a su hijo:

"No lo dudes, si contestas y refuerzas estos hábitos de liderazgo, estarás preparando a tu organización en una cultura de la ejecución, lo cual te dará muchos éxitos, y a la vez, minimizará tus disgustos, caminando hacia la consecución de esa gran estratégia que por suerte, ya tenéis al menos, definida".


Historias pasadas de "lasemanadeedusanchez": Os dejo, en el siguiente enlace, lo que pasaba por este blog hace 3 años para los que se han incorporado tarde y también para los amigos nostálgicos que les gusta recordar.



domingo, 8 de abril de 2018

REFUERZOS POSITIVOS. ESOS GRANDES DESCONOCIDOS

"Seas parco en elogiar, y más parco todavía en vituperar"

Séneca (2 AC-65) 
Filósofo latino


Esta semana, mientras estaba tras el cristal del pasillo, los cuarenta y cinco minutos que todos los sábados tocan para ver a Eduardo en las clases de natación, me di cuenta de la importancia del tema de la motivación, tanto en la edad temprana y en las actividades personales, como durante el resto de nuestra vida, incluyendo por supuesto, los temas laborales.

Y es que durante el tramo de 10 minutos que les tocaba nadar al estilo de "espalda", al ser todavía pequeños, noté que necesitan mucho de explicación teórica de cómo mover los brazos, recordatorio constante de que los pies son muy importantes y también, cómo el resto del cuerpo tiene que permanecer en posición horizontal, sin hundirse, para avanzar. Pero la repetición y las explicaciones del profesor/facilitador/jefe, no son suficientes, sin un seguimiento enfocado en el refuerzo positivo de las mejoras por serie, de cada niño, de cada persona, además de las continuas explicaciones de las variaciones técnicas necesarias para permitir el crecimiento en la calidad de la tarea.

Además, al coincidir la subida de escalerilla del pequeño nadador justamente en frente de mi situación, siempre, Eduardo, buscaba ese gesto cómplice de pulgar hacia arriba, lo cual una vez encontrado, le suponía un empujón para mejorar en la siguiente "vuelta". En definitiva, está claro que trabajamos y hacemos las tareas al 100%, como profesionales, pero el "refuerzo positivo" nos carga las pilas y nos lanza a seguir en el camino de la mejora; comprobado.

En ese momento recordé una conversación con un director de una pyme de la zona centro, referido a la necesidad de reforzar el trabajo bien hecho o simplemente, darlo como un obligación una vez el profesional es contratado. Vosotros diréis...

Por mi parte un aviso; jefes, dueños, directores, dejad vuestros móviles y no deis por hecho que todo el mundo tiene el poder de auto-motivarse y pensad que vuestro liderazgo no concluye con un seguimiento correctivo sólo para el desvío y la no consecución de metas, sino que el mismo resultará de ayuda si se usa para el refuerzo del trabajo bien hecho. No dejéis de elevar ese pulgar, eso sí, cuidando de que no sea automático y de dudosa sinceridad.

El refuerzo positivo hace que nuestra gente se sienta valorada, muy importante y reconocida. No dudéis de practicar este refuerzo, pero como decía, con equilibrio. Para ello, un buen elogio debe  ser generado de la forma oportuna, por un motivo concreto y durante el tiempo adecuado. Es fundamental no cebarse en el elogio siempre del mismo; sabéis que este tema provocará malos rollos y lo que necesitas es tener no un trabajador 10, sino un equipo 10 de alto rendimiento, por lo que cada individuo del equipo debe de llevarse sus refuerzos, incluso a veces, será menester el elogio de todo el equipo, siendo los mismos la base del éxito de tu empresa, tu departamento o tu asociación.

Para concluir, os dejo una serie de consejos, intentando que todos, en casa y en el laboro, podamos entrenar las buenas prácticas entre los nuestros, a los que tanto les debemos dónde estamos y qué somos:

- Sé sincero en tus elogios.

- No confundas el elogio con la adulación.

- Personaliza tu mensaje y no funciones con estándares.



Y recuerda, nunca pidas un favor o emitas una orden en el mismo momento que estás elogiando, ya que eso contrarresta el efecto motivacional del mismo.


Historias pasadas de "lasemanadeedusanchez": Os dejo, en el siguiente enlace, lo que pasaba por este blog hace 3 años para los que se han incorporado tarde y también para los amigos nostálgicos que les gusta recordar.



domingo, 1 de abril de 2018

SER COMPETITIVO. AMPLIANDO LA VISIÓN

"Los empresarios confunden objetivos, misión o visión con estrategia. 
Estrategia es el camino para ser únicos"

Michael E. Porter




Como pasa casi siempre, aunque la charla tenga como motivo principal la estrategia para ser competitivo, el director va poco a poco sitiándome y arrinconándome en la cuestión de la eficacia operativa.

Además, cuando hablamos de ser competitivo, casi todos pensamos en la competencia actual que nos aprieta en nuestra industria, pero a nivel de Consejo de Dirección, es vital ampliar nuestra visión del sector y tratar todas las fuerzas que nos ha enseñado desde hace mucho, nuestro amigo Porter.

Y es precisamente eso, la intensidad de las fuerzas en tu sector y tu posicionamiento lo que definirá tu ventaja competitiva, y por ende, tu rentabilidad. Me costó trabajo explicárselo esta vez, pero al final, salió convencido que necesita trabajar en todas las fuerzas para desarrollar su nueva estrategia.

Ni que decir tiene que esto no implica dejar de lado el estudio concienzudo de tu competencia actual, trabajando en alcanzar sus fortalezas y ventajas, pero no debemos quedarnos sólo en esta parte del estudio de nuestro mercado. Debemos repasar las otras cuatro fuerzas y nuestros ejes estratégicos serán, digamos, más completos.

En este repaso debemos de estudiar, por una parte, las posibles amenazas de nuevos aspirantes que pueden intentar entrar en nuestro sector. Este apartado incluye el estudio de las diferentes barreras de entrada existentes en la actualidad y que animarán o frenarán a esos potenciales competidores.

No hay que descuidar en el estudio de la estrategia el poder de negociación de los proveedores de nuestra industria, invitando a nuestro experto en la cadena de suministro a colaborar en lo que serán, dentro de su sección, unas metas que nos ayudarán a ser más competitivos gracias a la mejora en la adquisición de nuestras materias primas y componentes clave.

Y qué decir de cómo pueden mermar nuestra competitividad y nuestro beneficio el poder de negociación de los compradores (nuestros clientes). Por eso, a la hora de definir la estrategia es vital dedicar un tiempo a la segmentación de clientes y la búsqueda de nuevos canales de distribución.

Para terminar con este análisis más amplio, nunca dejéis de definir vuestra industria sin repasar los posibles productos sustitutivos, siendo esta fuerza una de las olvidadas y no por ello de las menos importantes para conseguir mantenernos con vida en nuestro sector.

Los directores tienen que empezar a comprender y a distinguir de forma clara lo que es eficacia operativa respecto de la estrategia. Está claro que ambas son esenciales, pero necesitan tareas muy diferentes.

Mientras las tareas operativas se encargan de mejorar de manera continua todas las operaciones de una empresa, mediante el cambio constante y la optimización de las prácticas, la estrategia de una empresa en el campo de cultivo para definir una posición única y ventajosa respecto al resto de actores de su sector. 

Sí, es cierto; primero los jefes, dueños y directivos tienen que entender esta parte. Y para ser competitivos, es necesario ampliar la visión y esta parte exige mucha disciplina y mucha continuidad, siendo sus principales enemigos la dispersión y la transigencia.

Por concluir, la continuidad necesaria en la estrategia, no debe confundirse con falta de flexibilidad, sino todo lo contrario y es necesario orientarse de manera constante en la mejora continua de sus operaciones y el correcto posicionamiento que el estudio de todas las fuerzas nos indiquen; en cada momento, en cada lugar...


Historias pasadas de "lasemanadeedusanchez": Os dejo, en el siguiente enlace, lo que pasaba por este blog hace 3 años para los que se han incorporado tarde y también para los amigos nostálgicos que les gusta recordar.



domingo, 25 de marzo de 2018

TEMAS CLAVES A TENER EN CUENTA ANTES DE ADQUIRIR UN NUEVO ERP

"Todo el mundo recibe tanta información durante todo el día 
que pierde su sentido común"

Gertrude Stein (1874-1946) 
Escritora y poetisa estadounidense


Tras 20 años con su primer ERP, José Luis había conseguido, tras un gran repaso teórico y práctico en un curso de Dirección de Operaciones y Producción realizado en los últimos meses, que el Director General le aprobara la selección de uno nuevo, más acorde con el siglo que ya lleva camino de un par de décadas.

Y es que el ERP elegido debe ser para esta empresa uno de los principales medios donde se deben unir todos y cada uno de los diferentes departamentos de la empresa, de manera unificada y con el mensaje de que todos deben remar en la misma dirección para conseguir los resultados.

Es su idea mejorar la eficiencia y la transversalidad de todos los procesos de su empresa, desde ventas y marketing, pasando por la gestión de la cadena de suministro, diseño, producción, control de inventarios, distribución y post-venta. Como le comenté, no debe dejar de pasar la oportunidad de integrar la gestión de las relaciones con los clientes, por lo que debería prestar atención al módulo de CRM que le presenten cada una de las diferentes alternativas.

No es baladí que la selección debe ser seria y rigurosa, ya que una vez adquirido el software no son pocos los costes de poner en marcha un programa como este. Por ello, la selección y planificación es fundamental para que se produzca una compra, diríamos que exitosa.

Nuestra conversación giró en torno a los criterios clave a considerar para que la decisión sobre el ERP fuera acertada y al final, entre los dos y su equipo de producción convenimos en los siguientes puntos fundamentales:

- No sólo hay que centrarse en las necesidades actuales para decidir cual comprar, sino que sabiendo que una empresa está siempre viva y en movimiento, el software debe ser flexible y capaz de ampliarse según requerimientos futuros. O sea, el proveedor del sistema debe demostrar que puede personalizar los cambios requeridos a futuro y marcar unos precios sobre los mismos.

- Reconociendo que nuestro personal, cada vez trabaja más en campo, ya sea comercial, técnico o en cualquier otro campo funcional, el software debe tener capacidad para trabajar online y con dispositivos móviles. Si la funcionalidad móvil no está completa, la productividad se resentirá, seguro. Debe permitirse la entrada y el acceso a datos cuando nuestro personal esté fuera de la oficina, en cualquier lugar y en cualquier momento.

- Antes de tomar la decisión, siempre es bueno que usuarios del sistema (clientes reales), nos puedan indicar cómo fue el proceso de implementación y cómo están trabajando con el mismo. Además, es bueno que se visite a clientes del software y nos indiquen qué tuvieron que adaptar para ellos y cómo se realizó este "traje a medida", lo que nos hará una idea de cómo de flexibles son los desarrolladores del ERP a analizar.

- No es desdeñable, analizar el software desde el punto de vista de la facilidad de uso. Además, debe ser personalizable los limites de cada usuario; lo que debería ver, lo que podría cambiar, sobre todo, en cuestión de hacer simple su uso y forzar de esta manera una rápida implementación de sólo lo que cada departamento necesita. El ERP tiene que ayudar en lo que cada usuario necesita, en el momento que lo necesita y sin información extra que no necesita y además, despista.

- Para terminar y de gran importancia, es vital revisar los costes completos sin quedarse en los costes iniciales de contratación del ERP. Fundamental sumar al coste de compra los costes internos de implementación, los costes de implementaciones de cambios, ampliaciones, las cuotas por mantenimiento y cambio de versiones, los costes de formación del personal y todo lo que conlleva la incorporación de una nueva herramienta.




Historias pasadas de "lasemanadeedusanchez": Os dejo, en el siguiente enlace, lo que pasaba por este blog hace 3 años para los que se han incorporado tarde y también para los amigos nostálgicos que les gusta recordar.



domingo, 18 de marzo de 2018

STEPHEN HAWKING: REMATANDO LOS CABOS SUELTOS

"A veces pienso que la prueba más fehaciente
de que existe vida inteligente en el universo 
es que nadie ha intentado contactar con nosotros"

Bill Watterson (1958-?)
Autor de comics

Esta semana nos levantábamos el miércoles 14, para ser exactos, con la noticia de que Stephen Hawking nos había dejado para rematar, según yo creo, de confeccionar los cabos sueltos que le quedaban para explicar el origen y funcionamiento del universo.

Seguro que no es sencillo tampoco de explicar, como la enfermedad motoneuronal (ELA) diagnosticada en su persona a los 21 años, que lo iba a dejar fuera de este mundo en dos años y le aguantó simplemente 55 años más; extraño, al menos,  para los humanos normales que nos rendimos multitud de veces al día...

Por todo, y porque me apetece, me gustaría hoy dedicar unos párrafos sobre temas que tocó este científico en diferentes momentos, y que merece la pena repasar en esta semana de su viaje al más allá.

Durante la inauguración de los Juegos Paralímpicos del 2012, dejó bellas palabras y grandes mensajes que tanto en la vida personal como en nuestro periplo por los asuntos laborales merece la pena rescatar y reflexionar.

Primeramente, Hawking indicó que "desde que somos humanos, (¿¡pensadores!?), estamos muy preocupados por entender cómo funciona nuestro mundo." En este punto, es bastante curioso, como todos los días nos encontramos con gente que ni se lo plantea, me refiero ni a nivel de cómo funciona su comunidad de vecinos, su sistema de educación nacional e incluso cómo funciona su empresa/departamento.

No dudando que debe haber algo especial en los límites del universo, nos cuestionaba sobre "qué puede ser más especial que el que realmente no haya límites."

Y si es especial la inexistencia de límites en el universo, ¿no sería una especial razón de vida el que todos nos esforzáramos, todos los días, sin desfallecer? "Lo correcto sería que no hubiera límites para el esfuerzo humano", es decir, que los proyectos humanos no nacieran o crecieran con límites...

Tenía claro las diferencias entre las personas, pero "no debemos olvidar que no existe el humano estándar o típico." Somos diferentes, igual que las empresas compuestas por personas diferentes, por lo que "aunque compartamos el mismo espíritu humano" nuestro éxito es conservar nuestro "yo" con las diferencias que nos engrandecen y nos llevarán (antes o después, si no nos rendimos) a alcanzar el éxito. Pero cuidado con considerar que el éxito es lo que la sociedad dicta y nos empuja a creer, sobre todo en esos momentos de crisis o debilidad; en este punto me refiero a alcanzar nuestros sueños, con los nuestros y por los nuestros.

Recuerdo la frase de un antiguo amigo que resume la idea:

"Distinto o extinto"


Nos dejaba, con su ejemplo de vida, el mensaje de que por difícil que la vida pueda parecer, "siempre hay algo que puedes hacer y tener éxito en ello." Ante el triunfo, ya sea nuestro, de los vecinos o de ese compañero que no nos cae tan, digamos, especialmente bien, por favor, "permitámosnos celebrar la excelencia, la amistad y el respeto."

Respeto por el que viva luchando por sus ideales, viviendo duro y con sacrificio. Amistad con el que lo necesita, cuando de verdad lo necesita y no parodiemos la excelencia, ni minimicemos sus resultados por envidia, sino al contrario, realcémoslo y utilicemos sus técnicas y resultados como valiosas enseñanzas.

Estoy de acuerdo en que la tecnología que los humanos tenemos para destruir nuestro planeta va por delante de los conocimientos para usar la tecnología sin dañarlo. En este punto podemos pensar en la capa de ozono, la calidad del aire en nuestras principales ciudades y cómo, por ejemplo, primero inventamos y usamos circuitos impresos y aparatos electrónicos para después llevarlos a cementerios africanos sin saber qué hacer con ellos, continuando con ello con nuestra proyecto de destrucción de nuestro propio hogar y por cierto, el único conocido hasta el momento con condiciones para alojarnos con vida.

Si el espíritu humano no debería tener límites, Hawking tenía claro que nuestra atención no debería limitarse a cuestiones de la tierra. También nos enseñó que no debemos temer de la ignorancia que nos rodea, sino del que se crea poseedor del conocimiento. Aléjate del segundo y aprende de tu entorno, desde que te levantes, en todos los ámbitos de tu día.




Para terminar dejo tres pensamientos del maestro Hawking, sobre aprender de memoria, el destino y la inteligencia, simplemente deseando sean motivo de vuestra reflexión:


«Al memorizar algo aumentamos el desorden del universo».

«Me he dado cuenta que incluso las personas que dicen que todo está predestinado y que no podemos hacer nada para cambiar nuestro destino, igual miran antes de cruzar la calle».

«La inteligencia es la capacidad de adaptarse al cambio».


Stephen William Hawking ​(1942-2018)
Físico teórico, astrofísico, cosmólogo y divulgador científico británico



Historias pasadas de "lasemanadeedusanchez": Os dejo, en el siguiente enlace, lo que pasaba por este blog hace 3 años para los que se han incorporado tarde y también para los amigos nostálgicos que les gusta recordar.



domingo, 11 de marzo de 2018

COMPROMETIDOS U OBLIGADOS A CUMPLIR

"Estoy comprometido con la verdad, no con la consistencia"

Mahatma Gandhi (1869-1948) 
Político y pensador indio

Cada vez podemos estar más convencidos, los que nos movemos en este siglo tan, ¿volatil? ¿cambiante? de total incertidumbre, que la diferencia más definitiva entre personas es sin duda, la actitud.

El tema de hacer tareas por obligación o con verdadera pasión, mediante la presión de que el jefe decida no contar más conmigo o que ese mismo director siempre me tenga en la lista para ese proyecto apasionante, ese proyecto tan vital para la empresa o ese proyecto en el que todos quieren aparecer, es algo que marca la diferencia en los profesionales, los departamentos y las empresas.

Y es que esta semana, cuando salía de una empresa mediana que se dedica al tema de venta de aperitivos, tenía la sensación de que la mayoría de las personas que habían interactuado conmigo estaban en un momento "celebración". Me ha costado definir su estado, pero era precisamente eso, lo más parecido a cuando tras llegar a conseguir una meta o un objetivo, las personas se reunen para celebrar el hito alcanzado. Sus sonrisas, sus ganas de contar lo que hacían y lo que perseguían, su orgullo al relatar cada proceso y sus ganas de evidenciar que formaban parte de un super-PROYECTO, me llenaron de energía para continuar mi camino.

Ya en otro tema, sólo un día después, con un buen amigo contaba mi experiencia y me decía, sobre su propia empresa, que no sabía cómo llegar a conseguir nada ni como mucho, parecido. Le parecía una cultura inalcanzable, tanto por el hecho que el día a día nos lleva a todos de cabeza, como a que no entendía cómo se puede tener un estado de celebración antes de conseguir los objetivos, los cuales son casi siempre gracias a esfuerzo, sacrificio, organización y fuerte jerarquía (según sus palabras).

Para que entendiera mejor mi compañero lo que significa lo de trabajar con pasión y comprometido, le conté una pequeña historia real que había leído hace poco:

" Jacqueline Du Pré, que luego se convertiría en la mejor violoncelista de su generación, a los seis años participó en su primera competición como violoncelista y cuentan que iba corriendo por los pasillos con su instrumento cargado sobre su cabeza; corriendo, saltando y sonriendo con entusiasmo. Un bedel del instituto donde se realizaban las pruebas la vio tan efusiva y cargada de positividad que le indicó directamente que se notaba que el concierto le había salido muy bien, a lo cual, la pequeña Du Pré, con una gran sonrisa en la boca que no se le borraba le contestó: 

"No, no, señor, todavía no ha empezado"."

Simplemente genial, eso sí es disfrutar del camino y entender cómo se puede celebrar a diario las oportunidades que nuestra familia, nuestra empresa y nuestros proyectos nos regalan.

Mi amigo estaba encantado con la historia de la pequeña música, por lo que insistió en cómo empezar para que su gente pudiera trabajar con más pasión y menos obligación por empuje, pregunta difícil a la que, para terminar, le dejé un par de caminos a explorar para la reflexión.

Por un lado, el primer paso para alcanzar la pasión en lo que hacemos, es tratar de identificar todo aquello que nos reprime y aprender a dejarnos llevar por la energía emitida por la gente que nos rodea y el mundo en general nos dona para avanzar.

Después, participa de lleno en el juego que te ha tocado vivir. No seas nunca sujeto pasivo, "arreado por el capataz de turno", sino canal conductor de la experiencia, de tus vivencias y habilidades, captando y haciendo pasar sobre ti y tus tareas esa energía que fomentará esa plenitud de vida que sin duda, tú y los tuyos merecen.


Historias pasadas de "lasemanadeedusanchez": Os dejo, en el siguiente enlace, lo que pasaba por este blog hace 3 años para los que se han incorporado tarde y también para los amigos nostálgicos que les gusta recordar.